viernes, 14 de diciembre de 2012

Prepárate antes del embarazo

Diariamente acuden a nuestra UFPE un gran número de pacientes que reciben tratamientos de reproducción asistida y que nos plantean las dudas e inquietudes acerca de su tratamiento y de las precauciones que han de tener antes de quedarse embarazadas. Por eso hemos creído conveniente recopilar las recomendaciones que realizan diferentes instituciones y sociedades científicas sobre el tema:
Cuando una mujer planea quedarse embarazada, es importante que cuide especialmente su salud unos meses antes.
Medicamentos
No se automedique. Es importante que hable con su médico o farmacéutico sobre cualquier medicamento que esté tomando. Los tratamientos crónicos de ciertas patologías como la epilepsia, esclerosis múltiple, artritis reumatoide, etc..., pueden ser dañinos para el feto, por lo que es conveniente que el especialista revise, adapte o retire el tratamiento.
Existen aplicaciones informáticas que tratan de forma específica el tema de los medicamentos durante el embarazo.
Anticonceptivos
En el caso de que esté tomando anticonceptivos, es posible que requiera cierto tiempo para que sus ciclos se normalicen después de dejar de tomarlos.
Vacunas
En todas las mujeres en edad reproductiva el ginecólogo debería evaluar el cumplimiento de su calendario vacunal previo al embarazo:
Las vacunas con virus vivos o atenuados están en general contraindicadas y no deben ser administradas durante la gestación: Sarampión, Rubeola, Parotiditis, Varicela, Poliomielitis (vacuna tipo Sabin). Tras la vacunación de una mujer con este tipo de vacunas, debe transcurrir un periodo mínimo de 4 semanas antes de iniciar su embarazo.
La vacunas con virus inactivos, las vacunas bacterianas y los toxoides pueden ser utilizadas con seguridad durante la gestación y la lactancia: Difteria, Tétanos, Cólera, Meningococo, Neumococo, Hepatitis A, Hepatitis B, Rabia, Poliomielitis (vacuna tipo Salk).
La vacunacion frente a Influenza y Gripe H1N1 debe ser ofertada a todas las gestantes durante los periodos estacionales susceptibles de contagio.
Nutrición
 Ha de procurar tomar una dieta saludable y equilibrada. En esta dieta no deben faltar todos los grupos de alimentos (carbohidratos, frutas y verduras, proteínas, productos lácteos y grasas vegetales y de pescado).Las mujeres sanas con una alimentación normal antes del embarazo, suelen afrontar la gestación con reservas energéticas suficientes para lograr un crecimiento y desarrollo fetal normal.

Suplementos vitamínicos
El ácido fólico toma una especial importancia desde el momento en que se planifica el embarazo hasta que termina el primer trimestre. Un aporte bajo de folatos en la mujeres ha relacionado con un aumento en la incidencia de defectos en el cierre del tubo neural (espina bífida).

alimentacion-antes-del-embarazoDado que las mujeres embarazadas se encuentran entre los grupos de riesgo de déficit de esta vitamina actualmente las principales sociedades médicas especializadas en ginecología, como la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO), recomiendan suplementar a las mujeres embarazadas con 400 mcg diarios de esta vitamina. Esta vitamina no se almacena en nuestro organismo, se elimina por la orina, por ello debe reponerse a diario.

El yodo forma parte de las hormonas tiroideas y está encargado de regular el metabolismo energético. Este mineral debe consumirse en las cantidades justas, su déficit durante el embarazo puede producir bocio, retraso mental y cretinismo, pero su exceso también tiene implicaciones como el hipertiroidismo. La SEGO, en su último consenso sobre nutrición en el embarazo, recomienda suplementar a las mujeres sanas con150 mcg de yodo al día.
Es muy importante que su administración sea preconcepcional y diaria.
También es conveniente asegurar una adecuada ingesta de vitaminas durante el   embarazo. Sin embargo, los suplementos vitamínicos deben tomarse para complementar una dieta saludable, no para sustituirla.
Ejercicio moderado y tranquilidad
Cuanto menores sean la preocupación y el estrés, mayor será la probabilidad de concebir.
Es importante practicar ejercicio con regularidad y mantener un peso adecuado antes y durante el embarazo. Las mujeres con exceso de peso pueden sufrir problemas médicos como hipertensión y diabetes. Las mujeres que se encuentran por debajo del peso normal pueden tener problemas para quedarse embarazadas o posteriormente tener bebés con bajo peso al nacer.
Toxoplasmosis
Los expertos recomiendan que las mujeres embarazadas siempre utilicen guantes al realizar actividades de jardinería o cambiar el recipiente de residuos de los gatos. También es importante lavarse las manos después de realizar estas actividades. Esta precaución sirve para evitar la toxoplasmosis, una infección causada por un parásito que se encuentra en la carne, las heces de los gatos y la tierra. Por eso también es conveniente evitar las carnes poco hechas y lavar bien la verdura. La infección por toxoplasmosis puede ser perjudicial para el feto.
Cafeína, alcohol, tabaco y drogas ilegales
Es mejor evitar el alcohol mientras intenta quedarse embarazada y durante todo el embarazo, como ya hemos comentado en otras entradas de nuestro blog, el alcohol es altamente perjudicial para el feto.
También es conveniente reducir el consumo de bebidas que contengan cafeína.
Todas las drogas ilegales son sustancias tóxicas, por lo que teniendo en cuenta que el bebé está expuesto a todo lo que usted ingiere, se recomienda que las evite por completo.
Si deja de fumar, reducirá la probabilidad de que su bebé nazca prematuramente o con bajo peso. Puede evitar ser fumadora pasiva si anima a su pareja a que también abandone el hábito.
Esperamos que estas recomendaciones os sean de utilidad. Un saludo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada